La música en directo se hunde en España

Desde la subida del IVA cultural, la más cara existente en la UE, los datos oficiales hablan por si mismos sobre la situación de la música en directo en España.

Y es que, en tan solo un año, la facturación en conciertos ha disminuído en más de un 30%, como señala la APM (Asociación promotores musicales). Además, hay que tener en cuenta la cancelación de festivales y giras internacionales, que han reducido fechas en España, debido a que el sector ha dejado de ser competitivo, al tributar el mismo festival una media de más de un 12% en España respecto al resto del mundo.

Las giras de artistas internacionales se han visto seriamente afectadas, mientras que diversos festivales retiraron su sede de España, lo que deriva en una inversión menor en el sector y menos trabajo para músicos, promotores, montadores, técnicos de sonido…

Por otra parte, las bandas amateurs han visto cómo la oportunidad de participar en estos festivales se esfuma, mientras que las pequeñas salas de concierto, que generalmente cobran alquiler de sala y no realizan una promoción de los eventos, ni selección de grupos, están viendo cada vez más mermada la afluencia de público.

También te puede interesar: